Así fue el curso de fotografía urbana en Madrid de junio 2017

Este año nos ha tocado sufrir el calor veraniego en los cursos de fotografía que hemos realizado en Zaragoza, Barcelona y  Madrid. Sin embargo, eso no nos ha frenado y hemos disfrutado de un mes de buena gente, buenas fotos y desarrollando ideas interesantes en las calles de estas grandes ciudades.

Madrid siempre es una ciudad con mucha personalidad y cosas que fotografiar. No soy de grandes avenidas, y siempre recurre a callejones pintorescos del centro de la ciudad para encontrar escenas interesantes. En este curso, que duró una jornada, expliqué al grupo desde la técnica básica para que la cámara les resultase más sencilla de usar, a mi propia visión y forma de fotografiar en plena acción. No pudo faltar el apartado de composición fotográfica y el ejemplo de revelado RAW en Adobe Lightroom. Todo para conseguir que en un curso intensivo de un día, pudieran ver todas las fases del proceso fotográfico, en este caso, adaptado a la fotografía de calle o, por su cercanía estilística, la fotografía de viajes.

Este mes de julio he buscado algunos huecos para poder realizar algún taller fotográfico más, pero huyendo totalmente del calor y de lo ya hecho. Haremos cursos nocturnos para disfrutar de nuestras fotografías desde un punto de vista distinto y mágico que nos ofrece siempre la ciudad cuando empieza a adormilarse.

 

Así fue el curso de fotografía urbana en Barcelona del 17 de junio

Un caluroso día en Barcelona no fue impedimento para disfrutar de un divertido e interesante curso de fotografía urbana y street en una de las ciudades más geniales para practicar este estilo fotográfico.

Nos juntamos un buen puñado de fotógrafos dispuestos a todo, pero sobre todo, dispuestos a pasar un día divertido, aprendiendo y practicando diversas técnicas, discutiendo sobre fotografía y riendo a carcajadas en numerosos momentos del día.

Cada vez que viajo a Barcelona descubro rincones nuevos, hablamos con gente más peculiar e interesante que el viaje anterior, y consigo fotografías distintas. Cierto es que para mí es complicado concentrarme en obtener las mejores fotos, tengo que estar más pendiente del grupo y de las explicaciones, pero no me puedo contener en un lugar tan fantástico.

Gracias a Juanma, Antonio, Santiago, Trujillo, Ramón, Francesc, Herman y Ronald. Habéis sido un grupo inolvidable.

La semana que viene Madrid, ¡vente!

Ganar dinero con la Fotografía Callejera, ¿es posible?

Una de las preguntas más recurrentes que he tenido siempre desde que comencé a hablar de fotografía callejera en mi canal de Youtube. ¿Es posible ganar dinero con la fotografía callejera?

Sin duda la street photography es una de las disciplinas más emocionantes y divertidas de la fotografía. Sin embargo, según mi experiencia, es muy complicado monetizar todo ese esfuerzo. Básicamente el problema llega en que es un estilo muy cercano a la fotografía artística, y por lo tanto, difícil de comercializar.

Para ganar dinero en fotografía tienes que dominar la fotografía de producto, de eventos, publicitaria,… Estas imágenes son requeridas por empresas y otros profesionales para ambientar y vestir sus proyectos. Sin embargo, con la fotografía artística, necesitas vender a un cliente final que se enamore de una de tus fotos y la quiera en su casa. A grosso modo.

Por tanto, lo mejor que podemos hacer con la fotografía callejera, si queremos sacar dinero con ella, es utilizarla para mejorar nuestro estilo y para mostrar, en forma de proyecto personal, nuestras habilidades. Esto es un gancho perfecto y una buena pltaforma para llegar a proyectos de fotografía comercial.

Te animo a suscribirte a mi canal de Youtube para seguir hablando de fotografía.

¿Cuál es la cámara más adecuada para fotografiar la calle?

Una de las cosas que más me llaman la atención en el mundo de la fotografía, es que no es muy distinto a cualquier otro relacionado con la tecnología más visceral. Todos queremos nuevos juguetes, perseguimos las últimas innovaciones, sensores más eficientes, procesadores más potentes, enfoques ultrarápidos, y mil detalles más. ¿Pero realmente es importante? Depende de lo que te exija tu fotografía. Me explicaré:

Si eres un fotógrafo deportivo sí necesitas estar pendiente a cámaras rápidas. Necesitas que tengan decenas de puntos de enfoque cruzados o que sean lo suficientemente potentes como para mover tanta lentes cuando se usan teles de largo alcance.

Es un ejemplo, pero no va con nosotros, no si lo que quieres es conseguir imágenes emocionantes, decisivas y originales. La fotografía callejera se nutre de momentos irrepetibles, de miradas furtivas y de sensaciones. La tecnología debe de acompañarte, es cierto, pero no es tan necesaria como las marcas nos hacen creer. Entonces, ¿qué cámara debo de comprar para conseguir buenas fotos al salir a recorrer la ciudad?

Hace un tiempo os hubiera dicho, cualquier te sirve, hoy no. Estrictamente hablando, cualquier cámara hace fotos, por lo tanto debería servir cualquiera, pero si lo que queremos es conseguir buenas fotos – que nos sirvan para más cosas que para colgarlas en Instagram.- y disfrutar del acto de fotografiar, no nos sirve cualquier cámara.

Por ejemplo, si pretendes usar las fotos que obtengas para venderlas o para temas más comerciales, si usas una cámara con el sensor pequeño, con baja resistencia a un ISO alto, o con baja resolución, te vas a quedar fuera del mercado. Por ello, y sólo en mi caso, tengo que decantarme por una cámara que me de ciertas garantías si después quiero usar esas fotos para algo más que para compartirlas en mis redes sociales.

Muy mal tienes que hacer una foto para que al verla en una pantalla de móvil se vea mal o con grano.

Una vez dejado claro mi punto de vista al respecto de la calidad de la foto, llega el debate de si usar cámaras compactas, sin espejo o DSRL. Aquí te diría que apostases por una cámara ligera, pequeña y silenciosa. El no llamar excesivamente la atención te puede favorecer al fotografiar en la calle. Se supone que en la mayoría de disparos querrás captar la vida de tu ciudad y sus habitantes, por tanto necesitas inmiscuirte en su rutina lo menos posible. Así conseguirás imágenes más reales y no serás un molesto fotógrafo metiendo su objetivo donde no debe.

Las compactas avanzadas son una muy buena opción. Pero, una vez más, asegúrate  de que el sensor te devuelva la calidad necesaria para tus fines. Afortunadamente cada vez las fabrican mejor. Como Fujifilm y su línea X. Pero también os digo, una DSRL con un objetivo discreto como un 35mm ó un 50mm, te puede ofrecer unos grandes resultados.

Por tanto, si mezclamos estos dos conceptos, las sin espejo con objetivos intercambiables, ligeras, bonitas y con calidad de imagen, son una de la mejor opción. Para mí, posiblemente me termine decidiendo por la Fujifilm XT10, pero hay otras opciones geniales, como en Olympus o Sony. Personalmente, creo que para la fotografía callejera te dan mucha más calidad que las compactas (obviando las increíbles Fujifilm X100t) y mayor versatilidad que las DSRL.

Pero esta conclusión es la mía personal después de años de hacer fotos en la ciudad. No es la única, y seguramente tú tendrás otra opinión que puede ser tan válida como la mía, ¿por qué no me la cuentas en los comentarios? Compartir es crecer.

Analizamos las fotos de Thomas Leuthard

Analizamos algunas de las fotos del autor suizo Thomas Leuthard, experto en fotografía callejera o Street Photography.

Suscríbete al canal de Youtube para ver más vídeos.

Thomas Leuthard es uno de mis fotógrafos favoritos. Está especializado en la fotografía callejera y es un experto en captar las miradas de los transeuntes, a través de un cristal o directamente, cara a cara. Equipado con su Olympus, es más de mirar por la pantalla LCD para no intimidar a la persona fotografiada poniéndose la cámara en la cara mirando el visor. Una técnica, sin duda, a ensayar y aprender por los amantes de este estilo fotográfico tan emocionante.

Te puede interesar. Mi configuración de cámara para fotografía callejera